Lo que debes saber de las garrapatas en gatos

garrapatas en gatos consejos

Desparasitar a nuestros amigos peludos es fundamental para ayudarles a llevar un estilo de vida saludable y evitarles así enfermedades derivadas. En esta ocasión vamos a hablar sobre las garrapatas en gatos. Aunque creas que es un problema asociado únicamente a los perros, tus amigos felinos pueden sufrirlo también.

Si quieres aprender a tratar esta y otras muchas patologías, puede que te interese nuestro Curso de Auxiliar Técnico Veterinario.

 

Garrapatas en gatos: ¿cómo es posible?

Muchas personas creen que es imposible que un gato se infecte con garrapatas. Al fin y al cabo, se trata de mascotas que rara vez abandonan la vivienda. No es como los perros, que salen al exterior todos los días a realizar sus paseos. Precisamente ahí es donde tenemos el punto de fuga por donde estos parásitos llegan a nuestros hogares.

Cualquier ser vivo que provenga de la calle puede introducir en la casa garrapatas. Nosotros mismos, incluso. Así, la incidencia de garrapatas en gatos es mucho menor que en otros animales, pero posible por agentes externos.

Si hablamos de un gato callejero que acabas de adoptar, las probabilidades de que cuente con algún tipo de parásito ascenderán mucho más. Por eso siempre recomendamos que acudas al veterinario a hacerle una revisión y un desparasitado general. Él sabrá como eliminar las garrapatas.

Ahora que sabes todo esto, es el momento de que abras bien los ojos para identificar cualquier patrón que te sugiera que tu felino puede estar sufriendo estos parásitos.

 

Signos de alerta para identificar garrapatas en gatos

Saber identificar un parásito es clave para actuar lo antes posible. Así, el signo de alerta más claro es que tu gatito no pare de rascarse. Recordemos que las garrapatas son unos parásitos que se alimentan a través de la sangre de allí donde se sitúan, provocando un picor intenso.

Las garrapatas, para poder acampar a sus anchas por la piel de las mascotas, tienen que perforar la capa más externa, provocando una pequeña hemorragia que, si revisas el pelo de tu felino, identificarás con facilidad.

Si no estás atento y no identificas el problema a tiempo, es muy posible que las garrapatas se reproduzcan y aparezcan en mayor número. Será en ese momento que los síntomas serán más graves que el picor antes mencionado: tus gatos podrían sufrir parálisis, anemia o intoxicaciones.

 

¿Cómo sé que son garrapatas?

Muchas personas se preocupan por no ser capaces de identificar una garrapata. Lo cierto es que su aspecto es bastante característico. Partimos de que podemos encontrar dos tipos diferentes de garrapatas: las blandas y las duras. Vayamos por partes:

  • La especie más común de garrapatas blandas en gatos son las Otobius Megnini. Suelen ubicarse dentro de las orejas de los animales, por lo que no servirá solo con revisar el pelo de tu gato. Deberás prestar atención también a sus orejas. Estas garrapatas son de color crema y con una textura blanda. Con estas claves no tendrás problemas para identificarlas.
  • Las garrapatas duras son del género Rhipicehpahlus. Sin duda alguna son las más comunes. Al contrario que las blandas, este tipo de garrapata suele colocarse en el dorso de los animales. De color marrón oscuro, similar al chocolate, cuentan con un caparazón duro.

 

¿Cómo debo actuar si mi gato tiene garrapatas?

Las garrapatas son unos parásitos similares a las arañas. Su característica principal es que se agarran fuertemente a la piel, para poder succionar la sangre y mantenerse vivas. Al intentar quitar una garrapata de la piel de cualquier animal corremos dos riesgos:

  • Provocar dolor al tirar y no ser capaz de quitarla.
  • Retirar la garrapata pero dejando su cabeza todavía agarrada a la piel. De ocurrir esto no solo no habrás eliminado la garrapata, sino que estarás facilitando su reproducción y tu mascota podría sufrir una infección importante.

Si no tienes conocimientos de veterinaria, mejor no intentes retirar las garrapatas de tus mascotas.

Si quieres aprender y prestar ayuda en este tipo de cuestiones, el Curso de Auxiliar Técnico Veterinario de Nubika es una excelente opción.

 

Garrapatas y enfermedades de transmisión en gatos

Además del insoportable picor, las garrapatas son unos parásitos transmisores de diversas enfermedades. A continuación te dejamos una lista con las más comunes:

  • Cytauxzoonosis felina o fiebre del gato maltés: se trata de una enfermedad que solo afecta a gatos. Esta patología hemolítica es grave y podría ser mortal en nuestros amigos peludos.
  • Enfermedad de Lyme: es una enfermedad bacteriana provocada por la picadura de una garrapata. Su cuadro clínico se caracteriza por tener diversas complicaciones. Por eso es tan importante que si se identifica una garrapata, se actúe con rapidez. Eso sí, siempre en manos de un profesional cualificado.
  • Tularemia o fiebre del conejo: esta enfermedad está provocada por la bacteria Francisella tularensis. Los antibióticos suelen dar muy buena respuesta para superarla.
  • Babeosis felina: esta patología se produce por una infección de protozoos que provoca una respuesta autoinmune en el cuerpo. Los síntomas y evolución son muy variables.
  • Anemia infecciosa felina: se trata de una infección bacteriana que requiere un tratamiento específico.

 

Higiene y prevención

Como puedes observar, una infección por parásitos conlleva graves y variadas consecuencias en la salud de nuestras mascotas. Las garrapatas en gatos pueden evitarse si se llevan a cabo desparasitaciones periódicas y una buena rutina de higiene.

Es importante que ante cualquier tipo de sospecha acudas a un profesional. Si quieres contar con los conocimientos necesarios para cuidar a tus animales y, de paso, poder ejercer profesionalmente, necesitas formarte.

Nuestro Curso de Auxiliar de Veterinaria te dotará de conocimientos para prestar ayuda a los veterinarios en todo tipo de clínicas. Lograrás convertirte en un profesional tras superar los diferentes módulos teóricos. Además, podrás acceder a un programa de prácticas en empresas veterinarias.

¡Fórmate para proporcionar a las mascotas la atención y servicio que se merecen!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Obtener toda la información
logo nubika
Recibe más información sobre el curso de Asistente y Auxiliar Técnico Veterinario

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más Información

Aceptar