Enfermedades veterinarias: cistitis en gatos

La cistitis en gatos − ATV

Cada vez que tu gato te despierte en mitad de la noche para pedirte que le abras el grifo de la bañera para beber agua fresquita, recuerda que así le estás ayudando a prevenir problemas de salud importantes, como, por ejemplo, la cistitis en gatos.

Por otro lado, recuerda también que él es más cabezón que tú y que al final te vas a tener que levantar si así es su deseo… ¡para algo te paga en mimos y ronroneos! Para no enfadarte con este pequeñajo maullador, no olvides que los animales son tu pasión y que estás deseando ser Auxiliar Técnico Veterinario. ¡Todo sacrificio por el bienestar de los animales merece la pena!

Si te conviertes en Auxiliar de Veterinaria, podrás ayudar al médico veterinario a atender problemas de la salud de las mascotas como la cistitis en gatos.

¿Qué es la cistitis felina?

La cistitis felina es una enfermedad que produce una inflamación en la vejiga urinaria de los gatos. Esta dolencia conlleva problemas para orinar e incluso dolor.

En cuanto observemos alguno de sus síntomas, deberemos acudir a la clínica veterinaria para que el especialista revise a nuestro gato. Con los cuidados adecuados, el animal se recuperará sin problema. La cistitis es una enfermedad bastante común y fácil de tratar, pero si no se detecta a tiempo, puede derivar en problemas más graves.

 

Cistitis en gatos: las causas

El estrés favorece el desarrollo de problemas de micción en gatos, como, por ejemplo, la cistitis idiopática felina. Esta enfermedad es difícil de diagnosticar, y posiblemente su origen sea neurológico.

Sin embargo, esta no es la única causa posible de una cistitis en gatos. Otros de los motivos que pueden llevar a nuestras mascotas a sufrir esta enfermedad son las siguientes:

  • Una infección por virus, parásitos o bacterias: para determinar de qué tipo de infección se trata, el médico veterinario puede realizar análisis de orina. Las infecciones más comunes son las de tipo bacteriano.
  • Obesidad: un exceso de peso conlleva que el animal sea propenso a las infecciones.
  • Cáncer de vejiga: este tipo de tumores puede provocar problemas urinarios como la cistitis.

 

¿Cuáles son los síntomas de la cistitis en gatos?

Los principales síntomas de la cistitis en gatos son los siguientes:

  • Orina fuera de la caja de arena.
  • Siente dolor al orinar.
  • Maúlla insistentemente.
  • Se lame la zona genital más de lo normal.
  • Visita el arenero mucho más pero la cantidad de orina de cada vez es menor.
  • Orina con mucho esfuerzo.
  • Presencia de sangre en la orina.
  • Agresividad.
  • Inquietud.
  • Dolor al palpar su vientre.
  • Disminución del apetito.
  • Vómitos.

Es posible que al principio no detectemos los síntomas, ya que los gatos suelen ocultar las enfermedades. En cuanto observemos alguno de estos síntomas, acudiremos a la clínica veterinaria con nuestra mascota.

 

Cistitis felina: el tratamiento

Si tu gato presenta síntomas de cistitis, el médico veterinario le realizará una serie de pruebas, como un análisis de sangre y de orina. Una vez que se determine la causa principal de la infección, el especialista establecerá el tratamiento adecuado.

Los antibióticos suelen ser el tratamiento más habitual, ya que la mayoría de infecciones de orina tienen origen bacteriano. Recuerda que estos medicamentos hay que administrarlos siguiendo estrictamente las indicaciones del especialista.

 

Cómo prevenir la cistitis felina

Para prevenir la cistitis en los gatos hay que seguir estas pautas:

  • Mantener al animal y a su entorno en perfectas condiciones de higiene.
  • Tener el arenero lo más limpio posible.
  • Colocar el arenero en un lugar ventilado y con poca humedad. También conviene alejarlo de otros animales.
  • Procura que el animal se hidrate bien: proporciónale agua fresca en abundancia y ofrécele de vez en cuando comida húmeda.

Por otro lado, para detectar cuanto antes una posible cistitis, conviene comprobar que no haya sangre en la arena y que las micciones sean normales (que no esté la arena más seca de lo habitual durante varios días, por poner un ejemplo).

Si deseas saber más sobre la cistitis felina, la gastroenteritis en perros o la conjuntivitis en gatos… ¿por qué no te preparas para ser Auxiliar Técnico Veterinario? En Nubika tenemos el curso ideal para ti y tu futuro laboral. ¡Aprenderás todo lo necesario para ayudar al médico veterinario en la consulta!

 

¿En qué consiste el curso de Auxiliar de Veterinaria de Nubika?

¿Quieres saber más sobre la cistitis en gatos y otros problemas de salud de las mascotas? Con el Curso de Asistente y Auxiliar Técnico Veterinario de Nubika podrás iniciarte en el mundo de la salud y el bienestar de los animales de compañía. ¡Tendrás la oportunidad de conseguir un trabajo entre gatos y perros!

Este curso te prepara a distancia gracias a las herramientas didácticas más avanzadas. Sin duda alguna, la modalidad online es la que mayor flexibilidad te ofrece.

Con esta preparación aprenderás a llevar a cabo las diferentes funciones de un ATV:

  • Asistir al médico veterinario en la consulta y en las intervenciones quirúrgicas: ayudar al especialista en todo lo que necesite para desempeñar su trabajo de forma más eficaz.
  • Gestionar la recepción del centro veterinario: recibir a los clientes, administrar sus datos y la agenda, dar citas, etc.
  • Mantenimiento y limpieza de las instalaciones: contribuir en la esterilización del material y de las instalaciones del centro veterinario.
  • Gestión de stocks y pedidos: el Auxiliar Veterinario también puede encargarse de mantener la tienda de accesorios y el almacén de material sanitario.
  • Atender la venta de accesorios: casi todos los centros veterinarios cuentan con productos de diverso tipo para el cuidado de las mascotas. El ATV puede encargarse del asesoramiento y venta de estos productos.

¿Te interesa un empleo de este tipo? Si los animales son tu pasión, no esperes más para empezar a formarte en este ámbito de la atención a las mascotas. ¡Nubika te prepara!

 

¿Cómo me apunto a esta formación online de Auxiliar de Veterinaria?

¡Rellena nuestro formulario! Así, recibirás toda la información que necesitas sobre el curso de Asistente y Auxiliar Técnico Veterinario. Esta formación especializada es lo que estabas buscando para tu futuro.

Cuando completes con éxito el curso y recibas tu titulación acreditativa, podrás entrar a trabajar de manera inmediata en un centro de atención sanitaria de animales. Ayudarás al médico veterinario a tratar la cistitis en gatos y otras enfermedades comunes en las mascotas. Además, podrás recibir muchos ronroneos y mimos. ¡Apúntate ahora!

 

Nota: El artículo no es clínico y los contenidos pueden no corresponder con una situación de salud veterinaria específica al no ser redactados por especialistas. Recomendamos acudir al médico veterinario para el tratamiento o consejo de cualquier problema de salud de tu mascota.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Obtener toda la información
logo nubika
Recibe más información sobre el curso de Asistente y Auxiliar Técnico Veterinario

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más Información

Aceptar